jueves, 16 de noviembre de 2006

Telecinco: el cotilleo de nunca acabar

Llevamos años viendo la misma caca en las mismas malolientes cadenas de televisión. Cambian los nombres, las cabeceras e, incluso, los presentadores de los programas pero los contenidos -por decir algo- siguen siendo los mismos.
Telecinco, campeona entre lo peor, cambia Salsa Rosa por Sabado Dolce Vita, cambia el decorado, cambia de productora y se inventa una productora de la casa (Mandarina), contrata a la misma directora y al mismo presentador y poco a poco va recuperando a los mismos colaboradores. La receta sigue funcionando y todo queda en casa. Paloma García-Pelayo y Ángela Portero, propietarias de la agencia Korpa, la agencia que proporciona el material y los temas , se encargan de hacer los comentarios inteligentes y de aportar las exclusivas del infame sub-mundo de los "famosos" que tanta fama y dinero les están haciendo ganar (a pesar de su mala reputación). La cadena "funciona", nadie tira de ella y la caca se acumula y cada vez huele peor.
Otro modélico ejemplo está en Aquí hay tomate, repulsivo programa de humor rosa con unos histriónicos presentadores sacados de la galería de los monstruos que, según dicen, también "funciona". Audiencia igual a publicidad e igual a dinero. Es la máxima.
También está A tu lado, programa que deseoso de permanecer en antena y ante un amenazador descenso de audiencia, ha puesto en marcha algunas modificaciones, entre ellas adoptar un tono más a-zu-lado que contrasta con el retorno a los gritos y enfrentamientos escatológicos (pero sin decir ni teta, ni culo, ni pis, que hay niños delante), aireando trapos sucios por doquier y explotando al máximo los escarceos sexuales del chulo/a, vago/a, vividor/ra de turno que tanto gustan a los directivos de la cadena de los "doce meses, doce causas".
Hay más detritus, pero por el momento es suficiente.

No hay comentarios: