jueves, 12 de octubre de 2006

CENTROS COMERCIALES Y DE OCIO



Un apunte acerca de los Centros Comerciales y de Ocio de España, en general y de Madrid en particular.
Se trata de un fenómeno importado cuyo origen es EE.UU. A España llega algo tarde respecto a nuestro entorno europeo, a partir de finales de los años 80. Y ahora está disparado. Se puede vincular al crecimiento demográfico, a las transformaciones socioculturales vinculadas a los modelos de consumo, al aumento de renta -motor de esas transformaciones- y al desarrollo de las periferias urbanas.
A lo largo de los últimos años los centros comerciales y de ocio se han multiplicado de forma vertiginosa. En esta denominación genérica, al Supermercado o Gran Superficie se le asigna el papel de "locomotora" entorno al cual gravitan un conjunto de establecimientos de dimensiones diversas. Los nuevos complejos mezclan consumo y ocio (cuya propuesta es todo lo contrario al consumo responsable): cadenas y franquicias que ofrecen un combinado de artículos de primera necesidad, otros que no lo son y ofertas de ocio variado.
Este tipo de espacios uniformizan el tipo de consumo -respondiendo a la emergente sociedad del placer-consumo- y globalizan la oferta en los diferentes centros. La proliferación de las franquicias favorece este aspecto. Pero a pesar de que la uniformidad prime sobre la diferencia éstas se dan. Todo radica en la ubicación y la oferta. Y todo ello está condicionado por el nivel adquisitivo (socio-económico) de la zona de localización. Los empresarios del sector lo tienen bastante claro, aunque no siempre aciertan en sus predicciones. El Centro Comercial puede desempeñar una función de foco de interacción social. El hecho de frecuentarlo , además de significar la pertenencia a un determinado nivel socio-económico -en función del centro de que se trate y de su ubicación-, adquiere el carácter que podrían tener las vías principales de los núcleos urbanos, en donde los ciudadanos se "dejaban ver" y se relacionaban.

En la Comunidad de Madrid, la mayoría de los Centros Comerciales se sitúan en su área metropolitana, en concreto en el cinturón suburbano. Y aunque la población suburbana de la Comunidad de Madrid sólo representa un tercio del total, dos terceras partes de los Centros Comerciales se concentran en este área. A pesar de ello, su distribución en la periferia es muy desigual, si bien se va corrigiendo con rapidez, producto del aumento de renta en general y de la movilidad generalizada hacia el extrarradio. El desmesurado precio de la vivienda tiene mucho que ver en ello.



Los primeros Centros Comerciales en España gravitaron en torno a la Gran Superficie tipo Alcampo, Continente o Pryca. En Madrid los pioneros fueron Jumbo (absorbido por Alcampo) y Continente. En la actualidad el Centro Comercial cerrado -tipo La Vaguada o Parquesur- compite con las llamadas "Big Box-Store" -tipo Parque Alcorcón o RioNorte en Alcobendas). También se da la combinación de ambos modelos.

Aunque en un principio los Centros Comerciales y de Ocio se situaban en zonas alejadas de los nucleos residenciales, la tendencia actual es que estén cada vez más integrados en los núcleos habitacionales. La expansión urbanística alcanza más rápido de lo esperable los planes de ejecución de los polígonos comerciales y al poco se ven en medio de los nuevos barrios, diseñados institucionalmente por las promotoras y constructoras con la connivencia de los poderes locales como expansión ficticia a una demanda de vivienda irreal e imposible, a vista de los precios desorbitadamente absurdos, sólo asumibles por los especuladores.


LAS PREGUNTAS SON: ¿Hasta cuando durará la construcción de "megacentros comerciales" más propios de grandes barrios extensos de viviendas unifamiliares? ¿Es éste un modelo realista en un país que sigue construyendo "mega-barrios" en viviendas de más de siete alturas con grandes densidades de población? ¿No tendrá más futuro el siempre a mano "super del barrio"? Algunas multinacionales ya explotan el sector "super de barrio". También las propietarias de Grandes Superficies otean este filón con expectativas alagüeñas. ¿Estaremos en el comienzo de la crisis de los Centros Comerciales? Tiempo al tiempo.



1 comentario:

japri19 dijo...

Me han dicho que por alla hay muy buenos centros comerciales y al terminar de leer esto me doy cuenta de que efectivamente es asi!!!
Muebles